Como una start-up: lo que podemos aprender de las empresas ágiles

La guía de 6 puntos para ser más ágil

Se trata de competencias. Son cosas que hacemos -de forma demostrable y observable- y cómo. Así que se trata de aprender, y aprender con el ejemplo es especialmente estimulante. Si aprendemos de los demás, es más probable que seamos capaces de hacer algo, o al menos de abordarlo. Por lo tanto: aprendamos del enfoque de las start-ups. Las técnicas más importantes, por ser ágiles y out-of-the-box, pueden ser copiadas para nuestra empresa y así ganar un poco de agilidad y nuevas orillas.

¿Qué significa «ágil»? Ser ágil, atreverse a hacer cosas nuevas y abordarlas con rapidez. ¿Salir de la caja? Es un término bonito, porque vale la pena, para hacer las cosas de forma diferente. Las empresas de nueva creación aportan nuevos productos o servicios al mercado, por lo que acaban de lanzarse. Dependen de que todos piensen y den lo mejor de sí mismos. Incluso una empresa con una posición más tradicional puede aprender un par de cosas de esto, siempre que tenga el valor necesario. Estas son las instrucciones en seis puntos:

#1 Todo el mundo cuenta y todo el mundo puede hacer algo: hacer visibles las competencias.

¿Qué se puede aprender de las start-ups? Todo el mundo hace de todo. En otras palabras, cada uno puede aportar todo lo que trae a la mesa: privadamente, profesionalmente, como persona, desde su propia red. Todo cuenta porque a menudo no está claro si es necesario. Pero es importante descubrir el potencial y hacerlo visible. Celebrar talleres internos en los que se pregunte quién aporta qué. Por ejemplo, utilice un X-Day o un Barcamp como plantilla. Ofrezca talleres en los que los empleados puedan mostrar sus habilidades, no sólo las que forman parte de la descripción del puesto en sentido estricto, sino también otras. Por ejemplo, cómo se fundó un servicio de cuidado de niños de forma privada o cómo la asociación organiza una carrera de maratón, o qué conocimientos especiales hay en el sector del juego.

#2 ¿Cómo se comunica en una empresa emergente? Se aplica la transparencia.

Las empresas jóvenes que se apoyan en el conocimiento de otros lo utilizan para la novedad común. Esto significa que todos están siempre al día porque ven el producto delante de ellos. Este «todo lo sabe» suele perderse cuando una organización crece. Se crean canales y filtros, a menudo de forma inconsciente, pero aquí es importante volver a una apertura generalmente compartida. Si hay jerarquía, no debería ser un cuello de botella. Busque formas e instrumentos para compartir abiertamente cualquier información, especialmente sobre los problemas y el curso de los negocios. Nadie merece estar menos informado. Compartir información con generosidad significa dar confianza. Esta es la base para identificarse con el empresario y querer dar lo mejor de sí mismo.

#3 ¿Cuál es nuestra visión?

Si una empresa ha existido durante mucho tiempo, esto suele perderse. Al principio, había un entusiasmo por el producto propio, por una determinada manera de ofrecer al mundo algo más que los demás. Esto es exactamente lo que hay que revitalizar. A menudo, la creación de estructuras ha difuminado el sentido de lo distintivo. Por ello, las grandes empresas como Google, que conocen el poder de la visión, han adaptado de nuevo sus visiones y les han dado apertura. Al fin y al cabo, ¿qué visión es más motivadora: «Siempre damos a nuestra clientela ese algo» o «nuestros vasos de papel están hechos de material reciclable»?

También hay que inspirarse en el exterior: especialmente las organizaciones sin ánimo de lucro son fuertes a la hora de definir un significado para sí mismas. ¿Cuáles son los valores que defiende? Ayuda a pensar en lo que te hace sonreír, en lo que realmente te gusta proporcionar, para los clientes, para la empresa.

#4 ¡Vive tu cultura!

Esto no significa la fiesta de Navidad. Son las pequeñas cosas las que tienen más valor en la vida cotidiana. La bonita y cariñosa decoración de la zona de entrada, la atención de sus superiores hacia sus empleados. Eso es la cultura en la vida cotidiana. También aquí se trata más de las pequeñas cosas: la comida bonita y valiosa en la cafetería, la cuidada información a los empleados. La generosidad de dejar pasar a veces las cosas. También la generosidad en las recompensas ocasionales. Y ni siquiera tienen que ser de un valor monetario escaso, sino un reconocimiento, un vale para un museo o un vale para un spa.

La atención como cultura también va en línea. Las reuniones en la oficina de casa deben programar un tiempo para el «check-in»: un breve comentario sobre cómo te sientes. O puedes volver a preguntar al final si realmente se ha hablado de todo. También puedes mirar a la gente a la cara en Internet y tratar de leer su estado de ánimo. Y la red de contactos en línea también funciona de manera excelente. Las salas de descanso programadas para la creación de redes rápidas o simplemente una pausa para el café en línea pueden generar confianza y cercanía. Un poco, al menos, y lo suficiente como para que crezca una base que luego se pueda seguir cultivando en una reunión analógica.

Asegúrate de que también tienes una cultura de retroalimentación. No hay nada más valioso que una palabra franca de vez en cuando, una retroalimentación que muestre cómo se recibe algo o lo que se desencadenó en una persona por algo. De este modo, se puede trazar un camino hacia la autenticidad, que -cultivada de manera adecuada- puede contribuir a un valor añadido de nivel en una empresa.

#5 Enfoque lúdico

Claro, los procesos tienen que estar ahí. Sí, debe quedar claro cuáles son los resultados y qué normas de calidad se van a establecer. Y: hay que nombrar los aprendizajes del trabajo. Pero hay que estar abierto a los experimentos y a los procedimientos prototípicos. No pospongas las cosas nuevas hasta el final de los tiempos, sino que considéralas como experimentos temporales y practícalas. Esto también incluye dar a los empleados la confianza necesaria para probar cosas. Y para los supervisores: sé tú mismo un ejemplo. Considera algo como un experimento, demuestra que tú también (quieres) aprender y buscar cosas nuevas.

Jugar es aprender. Eso a menudo se pierde. En pedagogía, esto se llama aprendizaje autodirigido y se considera la salida dorada del aprendizaje bulímico que no es en absoluto autodirigido. Una actitud de apertura significa permitir lo nuevo, aprender de ello y, deportivamente, continuar. Para seguir con ello.

Unas palabras sobre la estrategia: a menudo es la estrategia la que se invoca cuando uno no se da cuenta de algo que ofrece. No está en la estrategia. Aproveche la oportunidad para anclar una cierta apertura en su estrategia. Las cosas nuevas se crean por asociación, por coincidencia y por la capacidad de vivir la disposición a las cosas nuevas.

#6 Prestar atención a las transferencias de conocimiento vividas.

No es sólo la cesta de fruta ecológica lo que abre la nueva cultura. A medida que el número de empleados aumenta con los años, también lo hacen las responsabilidades especiales y la empresa se vuelve más compleja. Aquí es donde la transferencia de conocimientos tiene una gran demanda. Especialmente en vista de la ola de baby boomers que dejan la empresa. ¿Tiene la gestión del conocimiento bajo control? – ¿Está satisfecho con sus actividades de transferencia? Busque formas innovadoras de aprovechar los conocimientos conscientes e inconscientes de los empleados que se marchan o cambian. La mejor forma de acceder al conocimiento inconsciente -y hay mucho- es mediante técnicas de interrogatorio. Formar a la gente de RRHH o plantearse preguntas que desvelen «cómo» alguien hace el trabajo. Así es como garantiza la calidad distintiva de sus productos y servicios.

Además, no olvides que las rotaciones de trabajo dentro de la propia empresa son fuentes para mantenerse despierto y agudizar la comprensión de los problemas y las competencias de otros departamentos y empleados. La rotación de puestos de trabajo está experimentando un renacimiento, especialmente en lo que respecta a la promoción de servicios y recorridos de los clientes y la comprensión interna. Y: si teme la inversión de tiempo, recuerde la paradoja de que una medida que parece una inversión de tiempo y recursos se amortiza cuando «vale la pena». Los valores añadidos son el aumento de los conocimientos y la innovación y la renovación de la fuerza organizativa.

Ich helfe Firmen, die Risiken der Digitalisierung zu erkennen und zu meistern. Lösungen mit Ihnen zu finden, um ein attraktiver Arbeitgeber zu bleiben, sind meine Leidenschaft. Personal erwartet heute attraktive Arbeitsbedingungen, sei es Flexibiltät oder sei es Verantwortung tragen. Sei es, seine Vielfalt zeigen zu dürfen. Transfer von Wissen ist die Herausforderung, beim Halten und Gewinnen. Schauen Sie sich meine verschiedenen Beiträge und Plattformen an, um sich ein Bild zu machen von mir. Ich freue mich ein persönliches Kennenlernen!

Los comentarios están cerrados.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More